ICRA

Infraestructura para el Control de la
Reproducción del Atún rojo


Esta instalación consta de un edificio con unas dimensiones aproximadas de unos 2.660 m2, de los que 1.960 m2 corresponden a la nave que alberga los tanques, 300 m2 a la zona de laboratorios y oficinas y 400 m2 a la zona de tratamiento de las aguas y recirculación. Coste total de la obra: 6 millones de euros. Empresa constructora: TRAGSA

Posee cuatro tanques con un volumen total de alrededor de 7.000 m3. Dos tanques, de 22 y 20 m de diámetro y 10 m de profundidad destinados a reproductores, con capacidad para mantener estabulados unos 30 atunes cada uno de unos 60 kg de peso inicial. Además, la instalación cuenta con otros dos tanques más pequeños de 14 m y 8 m de diámetro donde se estabularán los juveniles nacidos en cautividad. La instalación se divide en dos áreas en las que pueden controlarse el fotoperiodo y la temperatura de forma independiente. Cada tanque está dotado de las sondas y automatismos necesarios para su correcto funcionamiento. La zona de laboratorios y oficinas consta de un almacén, cámaras para conservación y preparación de alimento, un laboratorio y una zona de oficinas. La zona para tratamiento de agua se estructura en dos sistemas cada uno de los cuales consta de tanques y sistemas para el tratamiento del agua. Esta consiste sucesivamente en una filtración mecánica mediante filtros de tambor, una filtración biológica, un tratamiento térmico (calentamiento o enfriamiento del agua), una filtración química mediante espumadores y ozono y una esterilización mediante luz ultravioleta.

Los objetivos principales de la ICRA son:

• Garantizar la obtención de huevos fecundados independientemente de las condiciones ambientales que se den durante el periodo de puesta natural en las jaulas de estabulación de los reproductores.
• Eliminación del riesgo de incorporar depredadores y patógenos de las larvas de atún rojo acompañantes de las puestas obtenidas en el medio natural.
• Alargar el periodo de puesta mediante la modificación selectiva de las condiciones de temperatura y, eventualmente, de iluminación de los tanques de estabulación.
• Mejorar la calidad de las puestas por la vía de la estandarización de los mecanismos de recolección y de transporte de los huevos fecundados.
• Tipificación genética de los stocks de reproductores y selección de los mismos con motivo de sus sustitución periódica al superar los ejemplares las tallas idóneas de estabulación. En el proceso de selección se recurrirá a la incorporación de reproductores obtenidos en las instalaciones del IEO cerrando el ciclo de la especie.
• Dado el potencial de producción de huevos de esta especie, hace que una instalación de este tipo sea capaz de aprovisionar a un número importante de criaderos industriales y de proyectos de I+D+i.

Como ocurre con otras especies como la dorada, la lubina o el rodaballo, sólo la producción independiente de atún rojo a nivel industrial junto a un sistema de capturas responsable puede hacer que las poblaciones naturales recuperen la estructura que UNIÓN EUROPEA industrial, responsable, tenían hace cientos de años, sin renunciar al consumo de la carne de este emblemático pez, en la cantidad y calidad que requiere un mercado, cada vez más importante y selectivo.


PDF





 

 
Noticias, Medios y Difusión
Payday loans
  |  La oceanografia como ciencia  |  El oceano a tu alcance
IEO - Centro Oceanográfico de Murcia | Desarrollada por: Diseño Web y Posicionamiento Web

Serviweb

- Mapa del sitio